Sin perder la esperanza soñar, reír y llorar.
Sin perder la esperanza observar, aprender y actuar.
Sin perder la esperanza, a veces se pierde
Pero gracias a la resistencia humana en los lugares más inhóspito y hostiles no tenemos más obligación que resistir y persistir en ti.
Vida

jueves, 17 de noviembre de 2016

Los deberes escolares, mi opinión como madre


De rebote me enteré por redes sociales del llamamiento a la huelga de deberes escolares iniciado por muchos padres y madres, bueno  en realidad no se si son tantos pero ruido se ha hecho. Como soy partidaria del diálogo y del debate cuando lo hay aquí dejo mi opinión como madre.

Tengo dos hijos, uno ya está en 4 de la ESO y lo que le toca es estudiar y apretarse porque lo que le viene encima no es poco y la fase de deberes en primaria ya ha pasado. Pero ahí queda. El otro tiene 10 años y durante tres días a la semana por las tardes estudia música y un cuarto día más pintura. 

Bien, para empezar defiendo el modelo de las escuelas infantiles municipales de Granada dónde la educación es casi un juego y los padres y madres que hemos pasado 6 años por ahí sabemos que después de la escuela los deberes continúan, no porque los pongan literalmente los maestros y maestras, sino porque la educación nos compete a todos. 

Como madre si he padecido en contadas ocasiones, a partir de los 6 años de edad, una sobrecarga de deberes viendo como los niños acababan agotados, pero sólo en casos concretos y por algún maestro o maestra en particular, no era nunca la regla general, y en muchos casos porque no los habían terminado en clase que es cuando los suelen hacer. Y claro que me he quejado, porque lo que no tenía lógica era que un día estuviesen a tope y otro libres como el viento. Que para todo hay puntos intermedios en la vida oiga.

Pero de ahí a esta huelga de deberes debo decir que me parece un tema bastante absurdo y no se si quizá encubre la poca gana de padres y madres de colaborar en la educación de sus hijos, que en la escuela van y aprenden pero nosotros como padres algo tenemos que implicarnos ¿no? 

Y que sí, que si no pueden ayudarles porque no tienen tiempo por sus trabajos, que si este tiempo de deberes se puede invertir en hacer cosas con la familia, ir al cine, leer, jugar, etc...sinceramente no me parece para tanto, es más, creo que toda la vida hemos hecho deberes, yo nunca tuve ayuda de mis padres, ya no por la falta de tiempo sino porque no tenían la capacidad de hacerlo,  y no pasaba nada. Obviamente ojalá hubieran podido "saber" como echarme una mano.

Creo que no podemos caer en la "comodidad" de que sean otros sólos los que nos eduquen a los hijos. Para mí personalmente el rato que echo ayudándolos me ayuda a  mi también, porque veo como aprenden y se interesan por las materias, por lo que saben, por sus inquietudes. Y ya digo, mi hijo pequeño ya invierte tiempo en crecimiento personal y en desarrollo extraescolar con la música y la pintura, actividades elegidas por él, no impuestas por sus padres...si luego invierte e invertimos una hora en hacer deberes juntos, o por lo menos cuando requiera ayuda, para mí no es ningún problema porque estoy compartiendo con él.

Entre una saturación de deberes y una cosa normalita me quedo con esto último, no vaya a ser que luego sea una excusa para no conocer lo que hacen en la escuela y no implicarnos o que en lugar de "que disfruten aprendiendo en museos, conciertos, teatros, etc..." sea más confortable no tener que dedicarles tiempo y que venga la caja tonta o las tablet y esas cosas a "entretenerlos".  No se yo, pero no conozco tantos padres y madres con planes magníficos de convivencia común con sus hijos todos los días de la semana para "aumentar su creatividad" y "crecer juntos".

Creo que hay cosas mucho más importantes en el mundo de la educación pública que reivindicar. Con total respeto a quienes secunden estas huelgas de deberes